22
Dom, Jul
0 Nuevos artículos

El Mundial de MotoGP alcanza su octava ronda de la temporada con su visita a La Catedral

Álvaro Bautista
Typography

El Circuito TT de Assen, o lo que es lo mismo, ‘la Catedral del Motociclismo’ esconde secretos bien guardados: se trata de un lugar mágico, por muchos motivos. En el trazado neerlandés se han vivido desenlaces increíbles como las batallas entre Nicky Hayden y Colin Edwards en 2006 y la victoria de Valentino Rossi sobre Marc Márquez en 2015.

Esta temporada hay un mago principal, Marc Márquez, con un sinfín de perseguidores intentando entender y superar sus trucos. El piloto del Repsol Honda Team marca el paso. Tras el traspié vivido en Mugello con una caída que le dejó fuera de los puntos, volvió a sumar en Montmeló: 20 puntos que le hacen aún más líder y le asientan con la mejor chistera del campeonato hasta el momento.

La última vez que Yamaha pudo probar el sabor mágico de la victoria fue hace exactamente un año, cuando Valentino Rossi subía a lo más alto del podio en Assen. Ahora el italiano llega reforzado tras sumar tres podios consecutivos: es segundo en la lucha por el campeonato a 27 puntos de Márquez.

Pese a la racha negativa de la marca de Iwata, la tercera y la cuarta plaza del campeonato también están ocupadas sus pilotos: Maverick Viñales está a 38 puntos y Johann Zarco (Monster Yamaha Tech3) a 42.

Momento mágico es el que vive Jorge Lorenzo. El piloto del Ducati Team ha dado dos martillazos en las dos últimas carreras para llevarse dos triunfos consecutivos, algo que no conseguía desde hace más de dos años (Francia e Italia 2016).

Con el nivel demostrado por el mallorquín, podemos incluso pensar que puede luchar por el título, pero es algo que tiene que confirmar en Assen y Sachsenring, dos trazados que no favorecen especialmente a la naturaleza de la Ducati.

Andrea Dovizioso es el que está ahora atraviesa un momento delicado: por primera vez desde que comparte box con el balear, está detrás de él en el campeonato. Una situación nueva, puesto que, pese a estar igualados en el Mundial a 66 puntos, las dos victorias de Lorenzo hacen que el 99 esté delante. Empatado con los dos hombres de rojo está Andrea Iannone, que ya sabe que no seguirá en Suzuki e irá rumbo a Aprilia.

Por delante de este trío están dos pilotos satélite: Danilo Petrucci (Alma Pramac Racing) es ahora el mejor piloto de la marca de Borgo Panigale, mientras que Cal Crutchlow (LCR Honda Castrol) es la segunda mejor Honda. El pasado año, el piloto de Terni se quedó a 0.063 segundos de llevarse la victoria en ‘la catedral’.

También habrá que estar atentos a su compañero Jack Miller, quien ya sabe lo que es ganar en Assen en el año 2015 y a un Dani Pedrosa que parece que resolverá su futuro en Assen. Por su parte Álvaro Bautista (Ángel Nieto Team) tratará de seguir la estela de los últimos grandes premios y volver a firmar una nueva plaza de top10.